Periodista potosino da positivo a Covid 19

share on:
  • Exhibe la crisis que atraviesa el sector Salud en SLP, hay sobredemanda en laboratorios.
  • Después de una semana entregan los resultados.
  • La precariedad laboral del gremio periodístico se agrava en la pandemia.

El periodista Luis*, corresponsal de un diario nacional y reportero en periódico local, compartió un audio en un chat de prensa, indicó que es positivo a Covid 19. De inmediato se percibió entre el gremio una sensación de temor, por el riesgo que conlleva la labor de un reportero y la precariedad laboral auspiciada por el Estado y las empresas.

El laboratorio estatal le informó del resultado luego de 8 días de espera, “hace unos minutos me acaban de decir después de una semana de espera que soy positivo a Covid,” mencionó Luis. Afortunadamente no presenta síntomas graves, “me dicen que no hay signos de alarma no hay fiebre.”
Luis, narró que comenzó a tener molestia de enfermedad respiratoria desde la semana pasada, de inmediato llamó al número que brinda la Secretaría de Salud para realizarse una prueba, más no obtuvo respuesta. Luego, contactó a las autoridades estatales mismas que no resolvieron su problemática, hasta que a través del Ayuntamiento logró acceder a una Unidad Covid en la avenida Salk, donde le tomaron la prueba.


El personal del laboratorio justificó la demora a la sobredemanda, “por la mañana hablé para preguntar por mi prueba y no la tenían, que hasta la siguiente semana,” una sobredemanda que no se había informado en las conferencias de Salud.
Como ciudadano responsable, Luis se mantuvo en “aislamiento voluntario.” Y ante la zozobra de conocer que le causaba esos síntomas tuvo que acudir a otro laboratorio.
Dijo que, además de las molestias físicas “la incertidumbre, lo hizo sentirse aún peor.” Pues ni la oficina de Comunicación Social ni autoridades de Salud procuraron agilizar el resultado, no por ser un reportero sino por el mismo ejercicio diario, al tener que estar en continuo contacto con personas.


En su experiencia notó que el sector salud, en lo que respecta a los titulares carecen de sensibilidad, “estamos en manos de un sector de salud pública insensible.”


El caso de Luis expone dos vertientes, la primera, que en San Luis Potosí la pandemia sobrepasa los recursos materiales y humanos para la atención de la población, circunstancia que la autoridad se niega a informar. Y la segunda, que el gremio periodístico es un grupo en riesgo laboral de contagio Covid, aunque se invisibiliza y se trata de matizar, en palabras de nuestro compañero Luis, “al gobierno le valemos madre.”
Han transcurrido 4 meses desde que Mónica Liliana Rangel Martínez, secretaria de Salud, “la doctora”, informó del primer caso de Covid 19 en SLP, desde entonces 522 potosinos han muerto y se contabilizan 8,937+ Luis, casos positivos de Coronavirus.
El Comité Estatal de Salud, que encabeza Rangel Martínez informó que han muerto 9 personas que laboraban dentro de instituciones de salud y seguridad pública, considerados como personal con riesgo laboral de contraer Covid19.
En ese mismo lapso la labor periodística no ha parado, es más, se intensificó. El gremio periodístico ya sufría de precariedad laboral y ahora con la pandemia no sólo su economía se altera, también está en riesgo su salud y la de sus familias.


A inicios de julio, la organización Article 19 presentó el Informe “Estándares, libertad de expresión, información y asociación frente al abordaje de la crisis sanitaria.” Documento que señala que 27 periodistas “en el ejercicio de su labor para brindar información sobre el desarrollo de la emergencia sanitaria, han fallecido a consecuencia del CoVID-19.”
De acuerdo con el Informe, la Relatoría Especial para la Libertad de Expresión (RELE) de la Comisión Interamericana de los Derechos Humanos (CIDH), señala que “los reporteros se enfrentan a altos riesgos de contagio al hacer su labor, pues son quienes acuden a conferencias de prensa o cubren zonas riesgosas, como hospitales, mercados, etc.”
La Relatoria conjunta la responsabilidad para prevenir incidentes en coberturas, en el periodista, los medios y el Estado.
“La RELE insta a las autoridades a no violentar a periodistas y a crear mecanismos que garanticen el pleno ejercicio de su labor, por un lado, y por el otro, a las personas propietarias de medios de comunicación a proveer el apoyo apropiado a las y los periodistas, incluyendo protocolos de seguridad y capacitación adecuada para aminorar los riesgos.”

Desafortunadamente en la mayoría de los casos, esto no se cumple.
Un gran número de reporteros no cuentan con cobertura médica, mucho menos seguro de vida. Y aunque el Gobierno Estatal implementó conferencias a distancia, existe un bloqueo al acceso de la información, en específico en temas de salud y finanzas. Por lo que se dificulta la dinámica de entrevista y se informa a conveniencia, de acuerdo con la RELE “las autoridades también han aprovechado la crisis como una excusa para censurar y estigmatizar las voces disidentes.”

Luis exhibe la crisis del sistema de Salud en SLP y el desinterés del Estado por el gremio periodístico.

La situación se desborda y no se informa, precisamente ayer, familiar cercano al jefe de prensa del gobierno estatal, esperaba su turno para tomar la prueba Covid, en el laboratorio de la UASLP, a sabiendas que los laboratorios estatales han colapsado.

*El nombre fue modificado